🔶Marienthal se encuentra cerca de la ciudad de Hagenau, y es uno de los lugares famosos de peregrinación en donde ahora es región francesa de Alsacia.

Nuestra Señora de Marienthal ha sido visitado por los peregrinos durante muchos siglos, y una vieja crónica habla de milagros maravillosos que han sido otorgados a muchos de los creyentes que han visitado la antigua iglesia.

🔷La benevolente Virgen María obtiene la gracia para todos los afligidos, y cuando los pecadores acuden a ella por ayuda, invariablemente encuentran consuelo y misericordia. No hay dolor que no se alivie, ni problema que no se repare, ni falta de esperanza para el que está decepcionado.

🔶En tiempos pasados la iglesia permaneció abierta día y noche para que los peregrinos a cualquier hora pudieran tener acceso a la gracia a través de Nuestra Señora de Marienthal, pero esta práctica también proporcionó una oportunidad para los intentos de robo.

🔷Sucedió una vez que un ladrón estaba solo en la iglesia poco antes del amanecer, y contemplando una hermosa joya en el altar que había quedado como un regalo, extendió su mano para robarla. Mientras lo hacía, una fuerza sobrenatural le mantuvo en su lugar hasta que los monjes del monasterio contiguo lo encontraron en la mañana. Él fue enviado con rapidez a los tribunales en Hagenau para el castigo.

🔶Cuando la herejía de Martín Lutero penetró la Alsacia, todo lo que era sagrado para los católicos fue ridiculizado y perseguido como consecuencia. Los peregrinos fueron atacados y Marienthal fue amenazado con la destrucción. En muchos lugares, los altares de las iglesias católicas fueron rotas, y las imágenes de los santos abatidos; la misma suerte parecía a punto de caer sobre la iglesia en Marienthal.

🔷Los católicos devotos decidieron ocultar dos pinturas milagrosas, así como la estatua de la Madre Dolorosa con el niño Jesús en sus brazos.
Fueron llevados en secreto al monasterio para su custodia. Un documento afirma que la estatua de la Virgen de los Dolores derramó copiosas lágrimas en el camino, y fue visto por todos los presentes. La estatua y pinturas fueron devueltos a la iglesia una vez pasada la amenaza.

🔸Una nueva persecución se desató en 1569. Una mujer llamada Hochstatter quería evitar la profanación de las sagradas imágenes, y decidió transportarlas a Hagenau. “Con esta intención”, dice la crónica, “ella entró en la iglesia de la Santísima Virgen, subió una escalera y cargó la estatua de la Virgen de los Dolores en los hombros y siguió su camino”. Había actuado por el celo, pero la estatua de la Madre de Dios era demasiada pesada, y no pudo con su carga. Después de una inspiración, la mujer se arrodilló al lado de la imagen y se declaró con un corazón confiado: “¡Oh, mi Madre Celestial! Por favor pide a tu Divino Hijo aumentar mi fuerza, o bien disminuir el peso de esta preciosa carga para que pueda llevarla a un lugar seguro”. Después de su oración, la mujer tomó la imagen de nuevo en los hombros y se la llevó con facilidad el resto del camino a Hagenau.

🔷Una nueva tormenta se desató a causa de la Revolución Francesa. Unos sacerdotes y algunas mujeres piadosas, tomaron las imágenes de la iglesia, así como vasos sagrados y otros ornamentos llevándolos a Ottersweier, una aldea en la orilla derecha del Rhin. Permanecieron allí hasta la restauración del culto católico. Mientras tanto, Marienthal fue ocupada por las tropas alemanas que habían invadido Alsacia. Los soldados utilizaron la iglesia como un cuartel.

🔷Las imágenes sagradas fueron restablecidas en 1803 a través de una procesión triunfal de Ottersweier a Marienthal. Los clérigos fueron seguidos por toda la población de Hagenau en procesión solemne. El obispo de Estrasburgo celebró una misa Pontifical, inaugurando un día de celebración que aún se continúa anualmente el primer domingo de junio.

Fuente: puntadasmarianas.blogspot.com

❤️ Hagamos conocer y amar a la Virgen María


0 comentarios

Agradecemos nos dejes un comentario

A %d blogueros les gusta esto: