En las afueras de Palestina, se encuentra uno de los más famosos santuarios de la Madre de Dios, en un convento de monjas ortodoxas, – Dair as- Sagura , situada dentro de las paredes de una antigua fortaleza en una colina cerca de Damasco.

Según la tradición, el monasterio fue construido por el emperador Justiniano I (527-65), y cuenta que, mientras el emperador estaba cazando en la región de Qalamoun, tuvo una visión de la Virgen María, quien le ordenó que construyera un convento sobre la roca alta sobre la que estaba parada.

Al día siguiente, Justiniano comenzó a trabajar en los cimientos del convento de Saydnaya, y cuando se completó, la hermana del emperador, Teodosia, se convirtió en su primera superiora.

El famoso icono de la Virgen en Saydnaya, el Shaghoura , se atribuye a la mano de San Lucas Evangelista, médico y pintor, es considerado tradicionalmente como el primer pintor de iconos, que pintó tres iconos milagrosos de la Virgen después de Pentecostés en la plenitud del Espíritu Santo.

Desde la Edad Media, la mayoría de los peregrinos y viajeros que se dirigían a Tierra Santa se detendrían en Saydnaya para rezar ante la Virgen y recibir su bendición.

El convento mantiene un orfanato para niñas, que ahora alberga a 37.

El convento celebra la fiesta de la Madre de Dios cada año en su cumpleaños, el 8 de septiembre.

Fuente: https://antiochpatriarchate.org


0 comentarios

Comentario