Requisitos

Print Friendly, PDF & Email

  • Hay 5 condiciones para ganar el privilegio de los Cinco Primeros Sábados de mes.
  1. La Confesión:
    • Para cada Primer Sábado es necesaria una confesión con intención reparadora. Se puede hacer cualquier día, antes o después del Primer Sábado, siempre y cuando se reciba la Comunión en estado de gracia.
    • Sor Lucia le preguntó a Nuestro Señor: «Mi Jesús, ¿y las (personas) que se olviden de formular esta intención (reparadora)», a lo que Jesús respondió: «Pueden formularla en la confesión siguiente, aprovechando la primera ocasión que tengan para confesarse».

    Las otras condiciones deben cumplirse en el propio Primer Sábado, a no ser que algún sacerdote, por motivos justos, conceda que se pueda hacer en el domingo siguiente.

  2. La Comunión Reparadora.
  3. El Rosario.
    Este fue el mensaje frecuentemente reiterado de la Madre de Dios a los pastorcitos. Además del rezo del Rosario los cinco primeros sábados, recémoslo cada día de nuestra vida. Es de la mayor importancia que la meditación sobre los Misterios al recitar las oraciones del rosario sea una condición esencial para rezarlo bien; de otra manera, se convertirá fácilmente en una simple repetición mecánica de palabras.
  4. La meditación, durante 15 minutos, de un solo misterio, de varios o de todos. También vale una meditación o explicación de tres minutos antes de cada uno de los 5 misterios del Rosario que se está rezando.
  5. 5 Primeros Sábados seguidos.

 

TEMAS RELACIONADOS